Arco de Antigua Guatemala, Santa Catalina

Cuando piensa en Antigua Guatemala ¿qué imagen cruza por su mente? Seguramente entre sus recuerdos verá el famoso Arco. Pero, ¿conoce su historia?

El Arco es un puente que comunicaba dos partes de un convento conocido como Santa Catalina Virgen y Martir. Este lugar era habitado por monjas que vivían aisladas del mundo. La cantidad de miembros creció tanto que la construcción no era lo suficientemente grande, así que pidieron permiso para ocupar el edificio de enfrente. Inicialmente pensaban construir un túnel para evitar ser vistas, pero finalmente decidieron crear una pasarela en forma de arco.

La construcción del Arco comenzó en 1693. Una de sus características es que posee un reloj en su parte alta. A través del tiempo, sufrió daños debido a los terremotos pero a pesar de ello, la estructura aún se mantiene en buenas condiciones.

¡Durante su próxima visita no olvide ver con más detenimiento el Arco de Antigua Guatemala!

Aniversario en La Antigua Guatemala

¿Se acerca su aniversario y no sabe cómo sorprender a su pareja? Antigua Guatemala es el lugar ideal para disfrutar una hermosa velada. El ambiente tranquilo de la ciudad le ofrece la oportunidad perfecta para disfrutar un romántico paseo por sus calles, disfrutar una deliciosa cena y descansar en una cómoda y elegante habitación.

Hotel Palacio de Doña Leonor es uno de los mejores hoteles de Antigua y es el lugar ideal para expresar todo lo que siente por esa persona especial. En el restaurante podrá disfrutar exquisitos platillos de la cocina Gourmet, acompañado de la música de piano. Además, la decoración de los muros y el hermoso jardín, son el escenario perfecto para el romance.

¡No pierda la oportunidad de celebrar su aniverario en La Antigua Guatemala!

Fuente de las sirenas, Parque Central Antigua Guatemala

La arquitectura de Antigua Guatemala estuvo inspirada en la arquitectura de Sevilla, España. En este tipo de arquitectura, las fuentes eran un componente clave. Cuando usted visite el Parque Central de Antigua Guatemala, un elemento que notará a primera vista es la hermosa fuente de sirenas. Esta fuente fue inspirada por la fuente de Neptuno, localizada en Italia. Fue construida por Diego de Porres en 1738.

De acuerdo a la historia, Diego de Porres se inspiró en un libro renacentista traído desde Italia. Se inspiró particularmente en la fuente de Neptuno, construida por Giovanni Bolgna. Actualmente la fuente no luce como originalmente fue diseñada, debido al paso del tiempo. Las cabezas originales de las sirenas fueron destruidas y los torsos fueron dañados. Estos últimos fueron encontrados por Roberto González Goyri en 1944, quien los utilizó en su recreación de la fuente.